domingo, 20 de marzo de 2016

Una casa para el abuelo - Grassa Toro/Isidro Ferrer


Autor: Grassa Toro
Ilustraciones: Isidro Ferrer
Editorial: Libros del Zorro Rojo
Encuadernación: Cartoné
Páginas: 32
Precio: 14,50 euros



Grassa Toro. Escritor. Su producción abarca géneros y soportes diversos: poesía, ensayo, cómic, periodismo, narrativa, literatura infantil y teatro. Compagina su labor artística con la formación en temas relacionados con la escritura. Ha impartido conferencias, talleres y cursos en: Argentina, Colombia, Cuba, Ecuador, España, Francia, Marruecos y Venezuela.Es fundador y co-director de LA CALA (Chodes, España), centro dedicado al estudio y la creación.

Isidro Ferrer. Diseñador, afichista, ilustrador, graduado en arte dramático y escenografía, es uno de los artistas gráficos más reconocidos de la actualidad. En el campo de la ilustración editorial ha publicado, entre otros: El vuelo de la razón (Premio del Ministerio de Cultura de España al libro mejor editado, 1993); Yo me lo guiso, yo me lo como(Premio Laus de Plata de Ilustración, 1996); El verano y sus amigos(Premio Lazarillo de Ilustración, 1996); En cosme i el monstre(Premio Crítica Serra d’Or, 2000); Una casa para el abuelo (Premio Daniel Gil de Ilustración, 2003; Premio Junceda de Ilustración, 2006 y Premio Nacional de Ilustración, 2006); Libro de las preguntas, de Pablo Neruda (Premio de la Asociación Española de Profesionales del Diseño, 2006 y Premio Cálamo al mejor libro, 2006). Su obra ha sido expuesta en numerosos países de Europa, América y Asia. Isidro Ferrer reside en Huesca, donde se dedica al cartelismo, al diseño editorial, a la ilustración y a las series de animación.

Premio Daniel Gil. Visual, 2003
Premio Junceda Ibèria d'il·lustració, Catalunya, 2006
Premio Nacional de Ilustración. Ministerio de Educación y Cultura de España, 2006

Una familia sale de paseo en busca de un lugar para enterrar al abuelo. El lugar perfecto está entre los girasoles. Allí le darán sepultura pero también construirán una nueva casa donde "todo" continuará viviendo.

Ya sabéis que los libros ilustrados son algo de lo que me considero un absoluto fanático y cuando vi este libro en el catálogo de la editorial Libros del Zorro Rojo no dudé en decidirme. Llama absolutamente por sus ilustraciones donde Isidro Ferrer ha realizado un magnífico trabajo con las ilustraciones collage donde ha ido mezclando diferentes técnicas, diferentes texturas, diferentes colores dando como resultado un magnífico ilustrado. Si os habéis fijado en la sinopsis os he mencionado los premios que ha ganado este ejemplar y merecidísimos que son. 

Encontramos a una familia que va en busca del lugar perfecto para enterrar al abuelo y ese lugar es entre los girasoles. Ya cuando lo entierran veremos que no todo acaba ahí, van construir su casa justo encima de donde está enterrado el abuelo. Y seguramente os preguntaréis por qué. 



El libro, como habéis podido comprobar trata sobre la muerte pero habla de mucho más, habla de seguir viviendo, de que la vida continúa aunque pasen estas cosas, que podemos seguir construyendo nuestro camino y sobre todo recordando a aquellas personas que nos han dejado. Porque ellos van a recordar mucho al abuelo y algunas historias que les cuenta la abuela incluyen al abuelo y es más, cuando la abuela les cuenta estas historias, le sale voz de hombre. 

Quizá es un libro complicado para los más pequeños y por eso creo que este libro es un libro para leerlo en compañía de un adulto. Ellos quizá no le encuentren sentido al libro pero este tipo de libros que tratan de temas como la muerte son para leerlos con alguien que sea capaz de explicar qué es lo que ocurre, qué significa todo lo que pasa y da para mucho más. 


Considero importante hablar de este tipo de temas con los más pequeños desde muy pequeños y ahora mismo me viene a la mente la reseña de un libro que os dejé hace muy poco, La belleza de sentir de Eva Bach en el  que se nos habla de hablar y no de esconder a los más pequeños esta serie de temas que es la vida misma. Si se trata de hacer a los más pequeños fuertes emocionalmente no adelantaremos anda escondiéndoles la pura realidad. Por eso creo importante la necesidad de este tipo de libros ya desde las primeras edades. 

De las ilustraciones ya os he comentado desde el principio que son magníficas. Ese juego de técnicas, texturas y diferentes trazados hacen de este álbum un libro para explorar y meditar. 




Agradecer a la editorial por el ejemplar




3 comentarios:

  1. Hola!
    Pues a lo mejor para mis peques de Infantil como que no lo veo mucho, pero para Primaria puede estar bien.

    Gracias por traerlo. Besotes!

    ResponderEliminar
  2. No conocía este libro pero la verdad es que es precioso!!

    ResponderEliminar
  3. Reconozco que es curioso aunque no suelo leer libros ilustrados.

    Besos

    ResponderEliminar